viernes, 20 de febrero de 2009

SAN JOSÉ, PATRONO DEL PERÚ

Aunque ni nació ni murió en Perú, sin embargo, el Gobierno Peruano lo eligió como su patrono. Semanalmente, los miércoles; mensualmente cada 19; y cada año, el mes de marzo –particularmente el día 19- además del 1 de mayo (San José Obrero) celebramos la fiesta de San José. Aunque es el patrono del Perú, salvo los artesanos peruanos y alguno de nombre José y otros devotos como los Oblatos de San José, pocos serán los que le recuerden. Justo en estos días en que se debate en el Congreso de la República acerca de reconocer el rol protagónico de la Iglesia Católica en la historia peruana, viene bien recordar que San José fue declarado patrono del Perú por los Padres de la Patria de 1828.

La Historia de la República de Jorge Basadre es siempre una fuente de gratas sorpresas. Así, al leer en su primer tomo el capítulo acerca de las relaciones Iglesia-Estado se da cuenta de cómo el Congreso Constituyente de 1828, restituye la fiesta del Santo Patriarca en el calendario de fiestas de guardar y lo elige como Patrono de la República. El 14 de Marzo, en el tercer ´Considerando', precisó que los peruanos profesan particular devoción al glorioso San José, y que así en todas las Iglesias de la República se celebra su conmemoración un día de cada mes y que todos los peruanos profesan particular devoción al glorioso San José, y por eso el Congreso elige y tome por patrono de la República al glorioso San José, y la pone bajo su especial patrocinio'. Como atinadamente recordó el Padre Armando Nieto en el Simposio Internacional sobre San José del pasado mes de agosto del 2002, coincidían circunstancias bien curiosas: como presidente del congreso fungía Francisco Javier de Luna Pizarro, más adelante (1845-1855) Arzobispo de Lima, Lima no tenía arzobispo (sólo en 1834 sería promovido Monseñor Jorge Benavente), la arquidiócesis estaba regida por un Deán, no había ningún representante del Vaticano ni Nuncio Apostólico, el presidente de la República era el general José de la Mar y el Ministro de Gobierno y Relaciones Exteriores que refrendó el decreto josefino fue el destacado liberal y masón Francisco Javier Mariátegui.

Este hecho y otras múltiples manifestaciones de una secular devoción a San José, manifestado en cofradías, decretos conciliares y sinodales, su presencia en la toponimia y numerosos patronazgos de la patria, capillas, centros educativos, seminarios, monasterios, congregaciones, instituciones de obras sociales y benéficas, llevó a los Obispos de la Asamblea Episcopal a solicitar al Romano Pontífice en 1957 que ``confirmase la elección del Celestial Patriarca como Patrono de la República Peruana”, a la cual el Santo Padre Pío XII accedió emitiendo el 19 de Marzo del mismo año el Breve Apostólico con el cual declaró al “Patriarca San José, Esposo de la Virgen María, principal Patrono ante Dios de la Nación Peruana, con todos los honores y privilegios litúrgicos que corresponden a los Patronos de los lugares”.

La exhortación apostólica Redemptoris Custos (San José, el Custodio del Redentor, 1989) de Juan Pablo II actualizó el título de San José como Patrono del Perú. Recordemos que ya en 1560, el primer Arzobispo de Lima, Fray Jerónimo de Loayza, erigió el 3 de Noviembre del mismo año la Hermandad del Señor San José, la que se vio crecer en poco tiempo debido al ingreso entre sus cofrades de los aserraderos, carpinteros y alarifes, haciéndose al mismo tiempo eje del gremio que los habría de representar. A tal punto llegaba por entonces la devoción a nuestro Santo, que cuando el Concilio Provincial de Lima del año de 1583 fijó los días de guardar sin considerar la festividad del Señor San José, los socios de su Cofradía pidieron al Sínodo Diocesano de 1592, presidido por el Arzobispo Santo Toribio Alfonso de Mogrovejo, fuese de guardar dicha fiesta, éste dispuso:·”habiéndosenos pedido en este presente Sínodo por parte de los cofrades de la Cofradía de San José de esta ciudad, se guardase la fiesta de dicho Santo: habiéndolo conferido y tratado con el clero y pueblo que estaba presente, mandamos guardar la dicha fiesta de San José en esta ciudad”.

Una presencia decisiva josefina la representan los Oblatos de San José. Baste recordar que el milagro de canonización de José Marello, su fundador, en noviembre del 2001, se dio aquí en Perú, con la curación milagrosa obtenida en Alfredo e Isila Chávez León, dos niños peruanos de Ranquish-Pomabamba (poblado andino a 3.800 metros de altura) quienes salvaron su vida a pesar de sufrir broncopulmonía con fiebre alta, disnea y cianosis en pacientes con desnutrición crónica.

Ojalá cada 19 de marzo, fiesta de San José, “rompamos el silencio sobre el santo silencioso”, tal como simpáticamente comentó en Lima uno de los grandes especialistas del santo, el P.Tarsicio Stramare, OSJ. Si los padres de la patria en 1828 miraron al Santo y le pusieron como patrono de una nación naciente, cómo olvidarlo ahora que el Perú busca denodadamente encontrar su identidad y misión

 

Leer todo...

GRACIAS, MADRE

Este 11 de febrero, fiesta de Lourdes, me lo pasé dando una semana de Ejercicios Espirituales a universitarios y profesionales. Sin olvidar el entrañable significado de las apariciones de Lourdes y la celebración del día de los enfermos, mi corazón voló agradecido al Cielo junto a mi madre María Antonia[1]. Ese día, en la tierra habría cumplido 80 años. Yo le habría enviado mi felicitación, habríamos conversado un tiempito y luego me quedaría el dulce recuerdo de ese momento de cielo.

Cuando los jóvenes piden “pruebas” sobre Dios, en el fondo de mi ser me brota el exclamar: me basta la gracia de Dios derramada en ella.

Estoy preparando una semblanza sobre ella y esta tarde he podido avanzar un poquitín. Entre los bellos testimonios recibidos, les comparto el final del de mi hermana Isabel: Por tanto resumo que mi madre fue una persona:

· abnegada: capaz de olvidarse de sí misma para darse a los demás, empezando por su marido, hijos , nietos, hermanas…

· conversadora: dispuesta siempre a salir al encuentro del otro a través de la palabra

· alegre: emanaba alegría por todos los costados. Tenía a Dios que era.lo más importante y con él la felicidad.

· generosa: daba todo lo que tenía y hacía realidad un lema evangélico” cuanto más se da más se recibe”, dicho en lenguaje rollanejo “ lo que uno da sale por una puerta y entra por otra”.




[1] María Antonia Rodríguez Martín (Rollán-Salamanca, 11 de febrero del 1939- Salamanca 22-6-2006)

Leer todo...

lunes, 2 de febrero de 2009

LOS ARCHIVOS, FUENTE DE LA HISTORIA

La tercera semana de enero del 2009, hemos organizado un seminario práctico para formar archiveros al hilo del caso práctico del archivo diocesano de Huacho. La actividad contó con profesionales de primer nivel como la doctora Aida Mendoza o el doctor Mario Cárdenas, Guillermo Núñez, directores del AGN (Archivo General de la Nación) y docentes en la Escuela de Archiveros. Como historiadores estuvimos el Dr. Raúl Adanaqué de San Marcos y un servidor. Les comparto algunos textos de mi charla inicial. Todas las tardes los más de 50 participantes dedicaron unas cuatro horas a trabajar en el archivo al ritmo marcado por su director Melecio Tineo.  

 

LA RESPONSABILIDAD GOZOSA DEL HISTORIADOR

Frente a la dictadura del relativismo luchamos por investigar, elaborar y difundir la verdad. El ingenioso don Miguel de Cervantes en su inmortal Don Quijote de la Mancha I, cap.9 nos proporciona una bella definición de la historia: "habiendo y debiendo de ser los historiadores puntuales verdaderos y no nada apasionados, y que ni el interés ni el miedo, el rencor ni la afición no les haga torcer el camino de la verdad, cuya madre es la historia, émula del tiempo, depósito de las acciones, testigo de lo pasado, ejemplo y aviso de lo presente, advertencia de lo por venir".

Marcelino Menéndez Pelayo, en la Introducción de su "Historia de los Heterodoxos Españoles": "El primer deber de todo historiador honrado es ahondar en la investigación cuanto pueda; no desdeñar ningún documento y corregirse a sí mismo cuantas veces sea menester"

El testimonio del Evangelio como paradigma::"Puesto que muchos han intentado narrar ordenadamente las cosas que se han verificado entre nosotros, tal como nos las han transmitido los que desde el principio fueron testigos oculares y servidores de la Palabra, he decidido yo también ,después de haber investigado diligentemente todo desde los orígenes, escribírtelo por su orden, ilustre Teófilo...(Lc, 1, 1-2)"

Eusebio de Cesarea Historia eclesiástica (Texto bilingüe) Edición de Argimiro Velasco-Delgado, BAC, Madrid, 2001. III[De cómo la doctrina de Crisito en breve tiempo se propagó a todo el mundo]:Así, indudablemente, por una fuerza y una asistencia de arriba, la doctrina salvadora, como rayo de sol, iluminó de golpe a toda la tierra habitada. Al punto, conforme a las divinas Escrituras, la voz de sus evangelistas inspirados y de sus apóstoles resonó en toda la tierra, y sus palabras en el confín del mundo.Efetivamente, por todas las ciudades y aldeas, como en era rebosante, se constituían en masa iglesias formadas por muchedumbres innumerables

San Isidoro, el último de los Padres de la Iglesia Occidental, y elegido como patrono de internet en su enciclopédica obra Etimologías define la historia como "la narración de hechos acontecidos, por la cual se conocen los sucesos que tuvieron lugar en tiempos pasados. Y es que entre los antiguos no escribía historia más que quien había sido testigo y había visto los hechos que debían narrarse".(n.41 San Isidoro de Sevilla  Etimologías BAC, Madrid, 2004, Ed. De Manuel C. y Días y Díaz).

Juan Pablo II, al comenzar el Nuevo Milenio, formuló un deseo que puede ser divisa para todo historiador ivo: "¡Duc in altum! Esta palabra resuena también hoy para nosotros y nos invita a recordar con gratitud el pasado, a vivir con pasión el presente y a abrirnos con confianza al futuro.

Concreto la utilidad y urgencia de la historia en diez afirmaciones:

1. Maestra de la vida. Aprendemos del pasado, tanto de sus errores como de sus aciertos.

2. Nos ayuda a conformar la identidad nacional. El filósofo Renán destacaba que "lo que hace de los hombres un pueblo es el recuerdo de las grandes cosas que hicieron juntos y la voluntad de realizar otras en lo futuro". Como señalaba V. A. Belaunde "pidamos a la Historia la formación de nuestra verdadera alma nacional, nuestra libertad nacional y los que deben ser los ideales nacionales". Teodoro del Valle, obispo de Huánuco, en la oración fúnebre por Bartolomé Herrera, dijo que "un pueblo sin historia es un huérfano; una nación sin tradiciones es un expósito".

3. Diálogo vivo con el pasado desde el presente hacia el futuro. Es interrogar al pasado en función de la vida presente.

4. Te da más cultura y te relaciona con todas las ciencias. El maestro Pedro Laín Entralgo se refiere a la Historia como la ciencia que nos proporciona el lenguaje culto más complejo y amplio, ya que todos los lenguajes científicos y especializados confluyen -al temporizarlos- en esta disciplina.

5. Te ayuda a conocer la realidad de forma más objetiva.

6. Nos pone en contacto con el hombre ayudándonos a conocernos mejor. Con Terencio la historia nos recuerda: soy hombre y nada que sea humano me resulta ajeno. J.L. Comellas concluye que lo "que nos induce a bucear en lo más recóndito del pasado humano es algo más que la curiosidad: es un inconsciente deseo de conocernos mejor a nosotros mismos".

7. Lecciones de prospectiva, de programación, previsión. La historia nos ayuda a ubicarnos correctamente ante el futuro. A. Toynbee nos lo contó en su visita a Arequipa en 1956: "Se debe mirar siempre el presente destacándolo sobre el fondo del pasado, si es que se quiere tener alguna posibilidad de ver el presente en su verdadera perspectiva. Ya se debe ver el presente en perspectiva si es que se quiere tener alguna posibilidad de prever e influir en el futuro"

8. Nos convierte en ciudadanos completos del tiempo y del espacio.

9. Historia total. Hoy la investigación histórica se interesa por "todos" los documentos de la vida de "todos" los hombres.

10. Una necesidad para todos. Todos los hombres de todos los tiempos han necesitado en su momento presente de lo vivido anteriormente por otros hombres. Todos tenemos imágenes históricas que gravitan poderosamente en nuestro ser y en nuestro actuar.

 

LOS ARCHIVOS EN LA HISTORIA

El agua clara y transparente que todos apetecemos sorber en los trabajos científicos, sean de arqueología, de historia, o de cualquier otra disciplina del saber, dependen, en buena medida, del manantial, fuente o surtidor. En este sentido, las fuentes archivísticas y bibliográficas son fundamentales para el avance y progreso de toda investigación científica, en nuestro caso en toda la temática referida a nuestro mundo americano.

Sin olvidar la importancia de los quipus en nuestro mundo prehispánico, hay que recordar el hecho de que España promulgó para América una esmerada legislación sobre archivos. En La Recopilación de las Leyes de los Reinos de Indias de 1680 fue insertada la ordenanza de Carlos V (Valladolid, 25-7-1530) que regulaba la conservación de las células y provisiones regias por parte de los cabildos municipales (libro II, tít.I, ley 31) Muchas ciudades americanas organizaron desde el principio sus cedularios al igual que los libros de actas capitulares. A las Audiencias se les ordenó detalladamente qué libros debían llevar (libro II, tít.V, leyes 156-166) y la obligatoriedad de formar un archivo en arca de tres llaves donde se guardarían las cédulas, provisiones y escrituras de cada Audiencia. Del mismo modo se legisló sobre los archivos de las cajas reales, tribunales de cuentas, consulados, gobernaciones y virreinatos (libro III, tít. III, ley 34).

Entre varias obras generales, anoto dos de sumo interés:

- Lino GÓMEZ CANEDO Los archivos de la historia de América (2 vol. México, 1961) vamos a aproximarnos a los archivos de España y Perú que pueden suministrarnos datos sobre Arequipa.

- Sylvia L. HILTON e Ignacio GONZÁLEZ Fuentes manuscritas para la historia de Iberoamérica. Guía de instrumentos de investigación Fundación MAPFRE AMÉRICA-Instituto Histórico TAVERA, Madrid, 1995. Para "Perú" pp. 245-259.

Para nuestro caso particular, les remito al artículo de Pedro Guibovich Pérez "Bibliotecas, archivos e investigación histórica" Histórica, Lima, 577-659, Volumen XXVI, 1-2, Julio-Diciembre 2002, tomo II, y a la Revista Peruana de Historia Eclesiástica, que en su número 7 lo dedica íntegramente a las Bibliotecas y Archivos de la Iglesia en el Perú.

Para el caso de un archivo en particular relacionado con Perú, me permito anotar "Perú en el Archivo General de Simancas", Boletín del Instituto de Historia "Riva Agüero" n 21. Lima, 1997.

Si nos referimos a una provincia, como Arequipa es indispensable la obra de V. N. SÁNCHEZ MORENO BAYARRI Arequipa colonial y las fuentes de su historia: estudio crítico Lima, Aserprensa, 1987, así como las de Víctor M. Barriga, A. Málaga Medina y G. Galdos Cronistas e Historiadores de Arequipa Colonial Fundación M.J. Bustamante de la Fuente, UNSA, Arequipa 1993. Todos ellos nos dan información valiosísima acerca de la documentación, en su mayoría publicada. Para conocer, aunque sea de forma aproximada, la información existente en nuestros archivos, hemos dado a conocer los catálogos publicados. Un excelente resumen de los archivos más importantes, nos lo proporciona A. MALAGA NÚÑEZ-ZEBALLOS en "Los Archivos de Arequipa" Revista del Archivo General de la Nación Lima 1996, n13.

Ojalá que la tesonera labor de archiveros e historiadores anime a responsables y estudiosos a poner a disposición del público nuevos datos de archivos y bibliotecas, tesoros inagotables de nuestra cultura, en los que desde el presente, aquí y ahora, podemos encontrar la memoria de nuestro pasado y la clave para proyectarnos hacia el futuro. El patriarca de nuestra historia republicana, Jorge Basadre, solía repetir que "sólo aquello que tiene futuro posee un pasado fecundo". De este modo, las instituciones públicas y privadas, conscientes de tales tesoros, darán el apoyo necesario para convertir estos recintos sagrados de nuestra cultura en centros dinámicos de investigación histórica y proyección social.

 

EL TESTIMONIO DE HUACHO

Cuando muere un anciano, desaparece una biblioteca. Dice un proverbio africano. Hoy podríamos decir cuando nace un archivo damos vida a nuestros antepasados y aseguramos la nuestra y la de nuestros seguidores.

El filósofo Renán destacaba que "lo que hace de los hombres un pueblo es el recuerdo de las grandes cosas que hicieron juntos y la voluntad de realizar otras en lo futuro". Como señalaba V. A. Belaunde "pidamos a la Historia la formación de nuestra verdadera alma nacional, nuestra libertad nacional y los que deben ser los ideales nacionales". Teodoro del Valle, obispo de Huánuco, en la oración fúnebre por Bartolomé Herrera, dijo que "un pueblo sin historia es un huérfano; una nación sin tradiciones es un expósito".

 

El mundo mirará al Perú, como ombligo, centro del mundo hispanoamericano. ¿Qué es lo que realmente nos une? La lengua y el cristianismo. El gran documento postsinodal "Ecclesia in America" dedica dos apartados a la "Identidad cristiana de América".

Pues bien, nada como un archivo nos asegura poder beber permanentemente de las fuentes documentales, de conocer directamente su realidad...Todo esto y mucho más, se ha logrado y asegurado en el Perú, como en Huacho, mediante la creación del presente archivo. Con motivo del IV Centenario de Santo Toribio tuve la suerte de participar en el Simposio Académico sobre Santo Toribio para lo que pude visitar el Archivo de la Diócesis y lo he seguido por la diligente información de su archivero. Al respecto debo testimoniar:

1.    Se ha recogido la mayoría de la documentación antes dispersa en archivos parroquiales sin ninguna protección, asegurando su conservación y su disponibilidad para su estudio. He comprobado la organización, el inventariado y catalogación de sus fondos, prestando ya un servicio permanente a los historiadores y a los propios pastores y fieles para la vida parroquial y diocesana. Conserva documentos de registros de partidas de bautizos, matrimonios, y defunciones desde 1569 hasta 1940, de las parroquias de Chancay, Huaura, Huaral, Supe, Sayàn, Churìn, Gorgor, Cajatambo, Ámbar, Barranca, Canta y San Bartolomé de Huacho, expedientes matrimoniales desde  l865 hasta el año 2000, series de visitas pastorales, cofradías, curatos, estadísticas parroquiales y hermandades desde 1600 hasta 1970,  cuentas de parroquias, rectificaciones e inscripciones de partidas  todo el  siglo  XX. Tiene 400 legajos de documentos y 890 libros originales de partidas

2.En concreto, he buscado acerca de la visita de Santo Toribio a la diócesis y hemos podido ubicar, de momento, valiosos datos para la identidad local y regional. Constato un ejemplo:

Libro de Defunciones que abarcan los años 1675 - 1715 en el folio 44 correspondiente a la Parroquia Inmaculada Concepción de Chancay cuyo tenor es el siguiente:

En 17 días del mes de Julio de 1686 en la Iglesia Parroquial de esta villa enterré de entierro mayor el cuerpo de Isabel de las Animas india natural de dicha villa viuda de edad de más de 100 años, habiendo recibido los santos sacramentos, y por haber recibido el santo sacramento de la confirmación de mano del bienaventurado Señor Don Toribio Alfonso Mogrovejo Arzobispo de esta Diócesis y asimismo haber fundado la cofradía de las benditas animas en esta iglesia parroquial y haber nuestro Señor concedido ver nietos de sus nietos no se la llevaron derechos algunos ni de cruz, funeral ni sepultura y para que conste lo firme. Dr. Don Joseph Morán Collantes - Párroco

Parroquia Inmaculada Concepción de Chancay. BAUTIZOS 1570-1620Visita realizada por el Segundo Arzobispo de Lima Santo Toribio Alfonso de Mogrovejo a la Villa de Arnedo hoy Chancay que se encuentra en el Libro Nº 1 de Bautismos y Matrimonios correspondiente al año 1569 al 1620 en el folio 58 v. Domingo en trece días del mes de febrero de mil quinientoss y noventa i ocho años yo el bachiller Diego Dávila cura y vicario de esta Villa de Arnedo fui visitado por el ilustrísimo Señor Arzobispo y asimismo Su señoría Ilustrísima visito este Libro con sus partidas de baptismo y casamientos en el dicho día mes y año susodicho. Para memoria lo asenté en este dicho libro.

3. Como toda célula viviente que inicia su historia lo que prima es la acción; casi nunca hay tiempo para la contemplación ni menos para la colección; lo compruebo con mi universidad, UCSS. Así, a pesar de ser creada la diócesis un 15 de mayo de 1958, hasta febrero del 2005 apenas se hizo nada para organizar su documentación; sin embargo, por decreto del nuevo y actual obispo 05-500/H fue creado el 28 de marzo del 2005, , desde el mes de julio del 2007 el ARCHIVO tiene esta nueva sede en el tercer del palacio  Obispal de Huacho, que hoy nos gozamos en inaugurar.

4. Otro motivo de gozo –y no menor- es que en la obra que hoy mismo se presentará -Diócesis de Huacho: Una Iglesia joven con una rica historia. 50 años de servicio pastoral Obispado de Huacho, (Huacho, 2008, 440 pp)- el propio archivero don Melecio Tineo nos adelanta ya un detallado inventario de su fondo documental. Quiere esto decir que toda la comunidad científica no sólo nacional sino mundial puede beneficiarse de este gran tesoro. Gracias, por tanto y larga vida a nuestro archivo. En conclusión, mi gratitud por tan encomiable valor y mi apoyo para que las entidades benéficas le den la mano para seguir mejorando su archivo y capacitando a sus responsables. Felicitaciones y que el Señor les siga dando luz y fuerza para el bien de la historia y la comunidad.

 

Leer todo...

COLLI SAPIENS, BOLETÍN DE HISTORIA LIMA NORTE

Amigos: Ya están colgados los 26 boletines de historia de Lima Norte que elaboramos desde el Centro del Patrimonio Cultural (CEPAC). El último lo dedicamos a la Navidad en el Perú. Los próximos tienen que ver con el Inca Garcilaso y el bicentenario de la Independencia del Perú.

 

http://www.ucss.edu.pe/pdf/collins/

Leer todo...

MAQUIAVELO BONAPARTE OBAMAN: 3 EN 1

El “video de Obama sobre la religión” también llegó a mi correo y lo contemplé pacientemente. Esos días me tocaba explicar curiosamente en “Historia de la civilización” a Maquiavelo y en “Historia de la Iglesia Contemporánea” a Napoleón. Y pensé que tan aclamado neopresidente yanqui encarnaba magistralmente lo mejor del maquiavelismo y del bonapartismo. Su discurso merece un atento análisis sobre la estrategia del lenguaje y la manipulación del ser humano. Un gazpacho o mezcolanza agridulce de biblia, pensamiento débil, new age, relativismo, servido por un telepredicador. Me limito a transcribir palabras de Maquiavelo en su célebre obra “El príncipe”, capítulo 18,, así como de Napoleón Bonaparte  un 16 de agosto de 1801 en el Consejo de Estado.

Escribe el primero: “Cuando un príncipe dotado de prudencia advierte que su fidelidad a las promesas redunda en su perjuicio, y que los motivos que le determinaron a hacerlas no existen ya, ni puede, ni siquiera debe guardarlas, a no ser que consienta en perderse. Y obsérvese que, si todos los hombres fuesen buenos, este precepto sería detestable. Pero, como son malos, y no observarían su fe respecto del príncipe, si de incumplirla se presentara la ocasión, tampoco el príncipe está obligado a cumplir la suya, si a ello se viese forzado. Nunca faltan razones legítimas a un príncipe para cohonestar la inobservancia de sus promesas,...El que mejor supo obrar como zorra, tuvo mejor acierto.  Pero es menester saber encubrir ese proceder artificioso y ser hábil en disimular y en fingir. Los hombres son tan simples, y se sujetan a la necesidad en tanto grado, que el que engaña con arte halla siempre gente que se deje engañar.

Dijo el segundo: “Mi  política es gobernar a los hombres como lo desea el mayor número de ellos. Creo que es ésa la manera de reconocer la voluntad del pueblo. Haciéndome católico es como acabé con la gue3rra de la Vendée. Haciéndome musulmán me establecí en Egipto. Y haciéndome ultramontano he ganado los espíritus en Italia. Si gobernase un pueblo de judíos, levantaría de nuevo el templo de Salomón

Le faltó decir: si mandase sobre los ateos, ¿cómo no hacerme uno de ellos? Nunca se atrevió a confesarse ateo aunque en muchos momentos viviese como si lo fuese.  En definitiva es el pragmatismo, la razón de Estado o el mando como sea, Maquiavelo tenía razón...

Les recomiendo dos artículos sumamente lúcidos, el de Juan Manuel de Prada

www.abc.es/20090124/opinion-firmas/faloforos-obama-20090124.html -y el de Euologio López http://www.hispanidad.com/noticia.aspx?ID=70955

 

Leer todo...

Video homenaje a Manolo

"¡Cómo no creer!. Señor de los Milagros

 

José Antonio Benito Copyright © 2009 Gadget Blog is Designed by Ipietoon y adaptado por ANGEL SANTA MARIA R. Sponsored by Online Business Journal